miércoles, 24 de febrero de 2016

Despertar





Bramidos de leones
Sonrisa sinuosa de jóvenes cocodrilos
al hilo del agua
de la poderosa gran corriente
Islas de las especias
 
¡Que bellos los hijos
de la reina viuda
y del marinero!
 
El hermoso marinero abandonó a una sirena
que se lamenta de su ausencia
al sur del islote
 
Suena la diana en el cuartel
-que sueño tan corto-
amanecer de lámparas que se extinguen.
  
Nos despertamos
sintiéndonos una banda de andrajosos!



No hay comentarios:

Publicar un comentario